MESA ECONÓMICA ELECTORAL

CON LA PARTICIPACIÓN DE LOS CANDIDATOS AL PARLAMENTO DE ANDALUCÍA
Los impuestos,  el gasto público , las políticas de empleo y las inversiones públicas centran el debate
La Fundación Cámara y el Observatorio Económico organizan una  Mesa Económica Electoral con la participación de los candidatos al Parlamento Andaluz.
 
Antonio Ramírez de Arellano, candidato número 2 por Sevilla del PSOE-A.
Pablo Venzal, candidato número 2 por Almería del Partido Popular.
Carlos Hernández, candidato número 3 por Málaga de Ciudadanos.
El encuentro, moderado por el Presidente del Observatorio Económico, Francisco Ferraro, se ha celebrado en torno a un debate en el que se han discutido las principales cuestiones económicas que más preocupan a los ciudadanos y a los empresarios andaluces que han acudido al encuentro.
 
Así han hablado de convergencia con España y Europa, de la que el Candidato del PSOE-A asegura que “la comunidad ha duplicado su PIB regional y converge con las medias de la Unión Europea”. En este sentido, el Candidato del PSOE-A ha asegurado que “Andalucía es la región de Europa donde más empresas y empleo se ha creado”.
 
Además, Arellano ha aclarado que “la economía de Andalucía no depende sólo del gobierno regional y que requiere de una acción coordinada de todos los gobiernos”.
 
Una convergencia que para el candidato del PP-A está muy lejos y “más que converger diverge con respecto al resto de España y de Europa, debido a la falta de políticas adecuadas en regeneración industrial y en atracción de inversiones. Venzal ha comparado a Andalucía con otras comunidades como Galicia o Castilla León que sí han hecho los deberes para acercarse a la media española y europea”.
 
Para revertir esta situación, el PP- A aboga por “bajar la presión fiscal, los  impuesto de Sucesiones, Transmisiones Patrimoniales, los de AJD y el IRPF, además de cuidar la inversión y la eficiencia en la gestión pública”.
 
El candidato de Ciudadanos por su parte asegura que “Andalucía no converge por un cúmulo de circunstancias entre las que se encuentra la falta de políticas adecuadas orientadas a la productividad y a la atracción de inversiones extranjeras”.
 
Sobre las cargas impositivas Carlos Hernández, asegura que desde su presencia en el gobierno regional, han logrado una rebaja fiscal en Andalucía, pero lamenta la falta de políticas activas de empleo y que se involucre al sector privado en los planes de empleo”.
 
En otro orden de cosas, a preguntas relacionadas con el  gasto público autonómico. El candidato del PSOE-A asegura que “cuando hablamos de gasto público tenemos que hacerlo en términos de que servicios públicos queremos y de la calidad de estos servicios”.
 
Por su parte, el candidato del PP-A apela a la “estabilidad presupuestaria y a la regla del gasto de no gastar más de lo que se ingresa, al tiempo que se eliminen algunas partidas y que se reorganice de manera eficiente las más de 113 empresas y entes instrumentales de la Junta de Andalucía”.
 
El candidato de Cs asegura que los 35 millones de euros de gasto de la administración pública hay que adecuarlos, y gastarlos mejor, partiendo de la optimización de la administración pública a la que asegura hay que auditar para reorganizar la cantidad de entes instrumentales en muchos casos duplicados”. Sobre esta última cuestión el candidato del PSOE-A ha asegurado que “no existe garantías de ahorro por fusionar o auditar la administración, que el reto reside en el eficiencia y la calidad de la misma”.
 
Sobre impuestos concretos que consideran necesarios bajar, Cs aboga por la “armonización de impuestos con respecto a otras comunidades autónomas para atraer inversiones mediante una política fiscal más agresiva, reduciendo el IRPF, Sucesiones y Transmisiones, principalmente para equipararse con la media nacional”.
 
A este respecto PSOE-A considera que “Andalucía no tiene mayor presión fiscal que otras comunidades.En esta materia no es conveniente hacerlo desde titulares simplificados.”
 
Por su parte, el candidato del PP-A ha insistido en la necesidad de  “bajar del IRPF y Transmisiones, para equipara a Andalucía con Madrid” y ha considerado que “esa carga impositiva superior se debe a la necesidad de sostener mucho gasto derivado de mucho cargo intermedio y mucho cargo político innecesario”.
 
Una de las cuestiones planteadas durante la mesa redonda ha hecho referencia a la Concertación social. Asunto en la que los partido coincide que es necesaria mantener.
 
Sobre la instrumentalización política de la Junta de Andalucía en el fomento económico a través de empresas. El candidato del PP-A insiste en que “mientras el intervencionismo forme parte del ADN de la Junta no se avanzará”.
 
Cs aboga en este caso por facilitar la creación de empresas y ayudarlas desde el gobierno autonómico mediante la tutorización y la agilización de esos proyectos empresariales”.
 
A lo que el PSOE-A no considera que “subvencionar a empresas sea clientelismo. Porque es necesario ayudarlas para que sean capaces de innovar y evolucionar”.
 
Sobre la maraña administrativa, todos los partidos coinciden en el exceso de legislación y abogan por armonizar leyes con normas ágiles que eliminen barreras internas.
 
Sobre las ayudas a las empresas ante la falta de compatibilidad debido al alto coste de la eficiencia energética, el candidato del PSOE-A asegura que “a pesar de que se sale de las competencias andaluzas, están alineados con el gobierno central porque es un tema que les preocupa y que es clave para la evolución industrial”.
 
El candidato del PP-A augura “años muy complicados por que la Unión Europea va a dejar de subrogar deuda en el futuro. Por lo que la apuesta del gobierno futuro debe pasar por apostar por sectores productivos que desarrollen economía circular”.
 
Cs ha explicado que “el tejido productivo andaluz es de menor tamaño por lo que hay que ayudarle a crecer y optimizar sus costes haciendo empresas más eficientes”.
 
Sobre la inversión pública presupuestada, el candidato del PP-A insiste en que “Andalucía necesita un plan plurianual de inversiones serio en materia de infraestructuras de comunicaciones”. Y ha expresado su “preocupación ante la falta de presupuesto para el año que viene y una ejecución presupuestaria real”.
 
En este aspecto Cs afirma que “si queremos ser más productivos hay que mejorar los niveles de inversión y priorizar en inversiones que sean realmente productivas, como es el caso de las infraestructuras”. “En el caso de la obra pública reclama al igual que el PP-A una ejecución presupuestaria y dejen de destinarse recursos públicos a gastos ineficientes”.
 
El PSOE-A ha explicado que “el déficit de inversiones de Andalucía está relacionado con las inversiones del Estado y que los recursos de inversiones salen de los Fondos Europeo y del Fondo de Compensación Interterritorial que reclamarán al gobierno de España independientemente del partido que gobierne”.
Galería Fotográfica: